Mono, mi abuelo

Mi abuelo materno, Lucho Torralva, un nombre extraño, para mí era “Mono”. La foto fue tomada en su casa en Buenos Aires, unos meses antes de morir , durante el año 1984. Algunas fotos tienen la magia de trasladarnos a otro espacio, otro tiempo que, si bien pueden ser lejanos, están vivos muy cerca ya que hablando de amor esas dimensiones no existen. De pronto, mirando la sonrisa de Mono me hago niña, adolescente, se abre un mundo profundamente cálido, seguro, creativo, sensible y feliz. Ahora, desde otro lugar, comprendo muchas cosas y sé que la realidad, fuera de nuestro santuario, no era así. Mi abuelo Mono atravesó muchos sufrimientos en esa vida que también fue la mía, pero él quiso transformarla, con el amor que me tenía, en un espacio protegido, intacto, un lugar de bienestar adonde acudir y crecer en paz. Le estoy profundamente agradecida, ojalá yo también pueda transmitir eso a mis hijos y mis nietos.

(Magdalena Vila
“Mono”, mi abuelo
Buenos Aires, Argentina
1984)

escribe tu comentario




8 − = 1